Una utopía hecha realidad

El comandante Eduardo Bernabe Ordaz

Su nombre era Eduardo Bernabé Ordaz, y era conocido como “Papá Ordaz”. Hace poco veía un documental sobre El Hospital Psiquiátrico de la Habana (popularmente conocido como Mazorra) en el que su hijo, Roberto Ordaz, recordaba como su padre, había dedicado toda una vida a convertir una utopía en realidad: trasformar un infierno dantesco en un  lugar digno para el tratamiento y recuperación de los enfermos mentales.

El Comandante Ordaz, fue quien la Revolución puso al frente de la institución cuando esta era un “depósito de locos”, hacinados, mal alimentados y sin tratamiento médico alguno. Fue buena la elección de Fidel, pues Ordaz mostró poseer unas dotes organizativas y sentimientos humanos que le permitieron en un plazo, relativamente breve, trasformar radicalmente el “loquero” y convertirlo en una institución modelo, que unía el tratamiento medicamentoso, con (en el caso de los pacientes crónicos) el deporte y el trabajo, con lo que les preparaba para después del Alta.

Mazorra Hospital de Dementes. Mujer demente “furiosa” maniatada en celda, 1900

Yo lo conocí personalmente, no simplemente de oídas, una tarde que me llevé a mi grupo de estudiantes de Psiquiatría a entrevistarlo. De paso pude lucir mis dotes terapéuticas sacando a un paciente que llevaba dos o tres días en estado catatónico, es decir:  inconsciente e inmóvil por completo. Yo me arrodillé a su lado y le estuve murmurando por unos 15 ó 20 minutos unas palabras (cuyo secreto he guardado hasta el presente). Lo cierto es que en pocos minutos “se despertó”, completamente lúcido. Las palabras se basaban en la interpretación del significado posible de su actitud de abandono y aislamiento del mundo y mi solidaridad y compasión con él, fuera cualquier cosa “mala” la que hubiera hecho o buena la que hubiera dejado de hacer. Esto, al parecer, “diluyó” los sentimientos de auto castigo que lo afectaban, y, liberado de los sentimientos de culpa lo trajo nuevamente a la nueva realidad que estaba viviendo, relacionándose inmediatamente con el terapeuta, la primera persona que encontraba, quien, así, pudo orientarlo  nuevamente a la realidad. Fue un caso bonito y exitoso, que debió quedar grabado en más de uno de los estudiantes del grupo.

Ordaz, hizo realidad una utopía, un sueño, la utopía de creer al igual que José Martí, que era importante poner “un poco de locura en la cordura”.

Anuncios

Acerca de fernandob33

Nací en Madrid en 1928. Emiliano, mi padre, fue un escultor famoso que murió cuando participaba como voluntario en la guerra contra Franco. Mi madre y yo fuimos evacuados (como todas las mujeres y niños) hacia Levante. Después, a Argelia y luego a Argentina, donde comencé mi carrera de médico. De este país luego de una larga prisión por mis ideales, fui expulsado a España, pero acogido como refugiado político por Hungría, donde por fin pude terminar mi carrera. A la par de mis estudios trabaje como traductor simultáneo lo que me permitió recorrer casi todos los países socialistas incluido Viet Nam. La Revolución Cubana reavivó mis ansias revolucionarias luego de años de vida en Hungría. Por pura casualidad, me enteré que Ernesto, mi amigo de la infancia, había luchado con Fidel en la Sierra Maestra y era un líder conocido como el “Che”. Con su ayuda, pues no poseía pasaporte, pude viajar a la isla, donde trabajé como médico e investigador social. Además me enamoré y encontré la felicidad con Laly y los dos bravos hijos que me dio: Ernesto y Fernando. Junto a Ana Maria, de mi primer matrimonio con Isabel, una compañera de estudios húngara, son mis grandes orgullos en la vida. Libros publicados: Diccionario Húngaro-Español Diccionario Español-Húngaro Mis Vidas Sucesivas Hungría 1956. Crónica de una insurrección. eBook. Editorial Ruth. 2014. Criminología Social. Con Alejandro Aldana Fong. De próxima aparición. Varios trabajos sobre la Delincuencia.
Esta entrada fue publicada en Sin categoría y etiquetada . Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s